miércoles, 14 de septiembre de 2016

9 Tendencias que marcarán la transformación digital

Transformacion digital



El teléfono móvil es ya el principal dispositivo de acceso a Internet en España, y los motivos para consultar Internet son (por este orden) utilizar el correo electrónico, recurrir a la mensajería instantánea y entrar en redes sociales. Además, el 25,2% de los usuarios de Internet utiliza video streaming, y aunque solo el 24,8% de los usuarios de PC reconoce que su ordenador ha sido afectado por un virus, la realidad muestra que el nivel de penetración de los virus alcanza al 60% de los PC.

Son algunos de los datos recogidos en el estudio “La Sociedad en Red”, cuya novena edición acaba de presentar el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información (ONTSI). El informe analiza el estado de la sociedad de la información en el mundo, en Europa y en España, así como la industria de los contenidos digitales española y el grado de desarrollo de la Administración electrónica.

Pero además, incluye un capítulo dedicado a analizar las tendencias tecnológicas en el ámbito de la transformación digital, los cambios a los que nos enfrentamos en cuanto a pautas de consumo y utilización de las tecnologías y su impacto tanto en la vida cotidiana como en el entorno empresarial y en la gestión pública. 

Aquí tienes las nueve claves que marcarán tendencia, según el estudio “La Sociedad en Red” de la ONTSI.


1. Hiperconectividad a través de una malla de dispositivos
Los milennial pasan ya más horas conectados a Internet que durmiendo, pero esta hiperconectividad no se debe sólo a los smartphones, sino a la proliferación de dispositivos conectados: relojes inteligentes, televisiones conectadas, tabletas, realidad virtual… Y es de prever que el Internet de las Cosas (IoT en sus siglas en inglés) sume nuevas máquinas inteligentes en el hogar y el trabajo, dando lugar así una multitud de dispositivos que si bien ahora funcionan de forma independiente, en un futuro tenderán a aumentar su coordinación y a configurar una inmensa malla entre ellos, lo que provocará que empecemos a utilizar el smartphone de forma diferente.

2. El coche conectado
La digitalización del automóvil pasa por cuatro grandes retos: el paso al coche eléctrico, la conectividad, la automatización y los servicios relacionados con la movilidad, como las aplicaciones para compartir vehículo. Se espera que en 10 o 15 años el coche autónomo sea una realidad. Mientras, se están desarrollando a gran velocidad herramientas y servicios relacionados con la automatización de la conducción.

3. Realidad virtual
Se calcula que en 2016 la ventas de dispositivos de realidad aumentada alcance los 14 millones de unidades. En paralelo, se está desarrollando una importante industria de contenidos que abarca todos los sectores, incluyendo ciencia, deporte, educación, cultura, ingeniería, publicidad, comercio, turismo… Los juegos siguen siendo el principal mercado de la realidad virtual, pero la previsión es que esta tecnología se expanda hacia otro tipo de ocio en el hogar, sobre todo el cine, gracias al vídeo 360º. Otras aplicaciones de realidad virtual, como el periodismo inmersivo o las aplicaciones científicas o educativas, son aún incipientes.

4. Dispositivos y tecnología weareable
Se espera que en 2018 la cifra de usuarios de dispositivos “llevables” en EEUU llegue a 80 millones de personas. Las tendencia es, por tanto, la generalización en el uso, la ampliación del espectro de aplicaciones y la irrupción de productos a bajo costes. Serán dispositivos más cómodos, estéticos y baratos, y veremos aparecer, además de los populares relojes y pulseras, joyería y ropa inteligente. Comienzan a perfilarse también dispositivos que controlan las constantes de la persona para facilitar la conciliación del sueño, y dispositivos weareables para mascotas. Pero la siguiente generación está marcada por los weareables invisibles o “biowereables”, como tatuajes tecnológicos, chips implantados o ingeribles. Objetivo: integrarse en el cuerpo humano (a mí, lo reconozco, esto me genera un pelín de “inquietud”).

5. Personalización predictiva
El big data, la inteligencia artificial y los avances en sensorización está permitiendo analizar rápidamente cantidades ingentes de información sobre los usuarios y su entorno, lo que permite ya que las máquinas aprendan y personalicen su interacción con dichos usuarios: por ejemplo, en el ámbito de la música o el vídeo, con propuestas a medida en base a la información recogida. El análisis de los hábitos de consumo y del entorno da lugar a un proceso de aprendizaje agregado y colectivo, con aplicaciones en el ámbito educativo, la atención al cliente y el marketing.

6. Adblockers
El número de usuarios de herramientas de bloqueo de publicidad online crece en todo el mundo un 41% anual desde 2013, y en 2015 su uso acarreó al sector publicitario unas pérdidas de 22.000 millones de dólares. En EEUU el 16% de los internautas utiliza adblockers, y en Europa hay 77 millones de usuarios activos. El reto es aún mayor si tenemos en cuenta que el 40% de la navegación web se realiza a través de dispositivos móviles, y que los adblockers están disponibles para iOS 9 desde septiembre de 2015.

7. Ciberseguridad
El CCN-CERT español (Capacidad de Respuesta a Incidentes de Seguridad de la Información del Cuerpo Criptológico Nacional) gestionó en 2015 un total de 18.653 ciberataques, un 44% más que en 2014. El aumento de la amenaza terrorista ha generado que la ciberseguridad pase a considerarse elementos crucial en una estrategia de defensa, con enfoque prioritario hacia la prevención. Centro de ello, el big data se ha convertido en una herramienta básica, por la necesidad de procesar y explotar cantidades ingentes de datos.

8. Video Ultra Hight Definition (UHD)
A mediados de 2015 se colgó el primer vídeo grabado con esta tecnología. El reto viene, sin embargo, por el gran ancho de banda que consume, y su impacto en la batería de los dispositivos móviles.

9. Tecnologías de carga en dispositivos
La capacidad y duración de las baterías empieza a ser una limitación para los nuevos dispositivos. A la búsqueda de mejoras de las actuales baterías de ion-litio se suma el desarrollo de alternativas para dispositivos como los wereables, que requieren nuevas soluciones. La tendencia es la carga rápida de baterías, la carga inalámbrica, las baterías de larga duración y las baterías flexibles.

Y tú, ¿qué otras tendencias apuntarías?


Suscribete al blog Hablando en corto

1 comentario:

  1. LA TEGNOLOGIA Y LA CIENCIA AVANZAN A PASOS AGIGANTADOS, CADA DIA APARECE UNA NOVEDAD. WOOOOW

    ResponderEliminar